ÚLTIMAS REFLEXIONES

ÚLTIMAS REFLEXIONES

DE DODIM A AGAPÉ

↑ Grab this Headline Animator

viernes, 27 de marzo de 2009

EL ENCUENTRO NECESITA CONOCERSE (II).

Han pasado 2009 años y todo sigue siendo igual. Con igual no quiero significar que nada haya cambiado, sino que siguen habiendo muchos de nosotros que no hemos podido quitarnos las vendas de nuestros ojos y ver la Única Luz que verdaderamente alumbra en el mundo.

También, absorto en mis pensamientos y desde lo más profundo de mi conciencia, me interpelo y pregunto que hubiese hecho yo de ser una de esas personas que estaban allí. Sé que eso no da a lugar, ni tampoco quiero imaginar algo que es utópico e irreal, sino lo que quiero significar es cuál es mi actitud ante el presente que vivo hoy. Porque salvando las distancias, las circunstancias vienen a ser muy parecidas. Incluso, me atrevería a decir que ahora jugamos con ventaja, porque antes empezaba la Revelación y ahora ya está Revelada con la Resurrección de JESÚS.

Se constata que se hace difícil aceptar la Humanidad de JESÚS asumida en su DIVINIDAD , porque de hacerlo, significa que hay que dejar que se derrumben nuestros aparentes rocosos edificios, donde apoyamos todas nuestras aspiraciones y satisfacemos todos nuestros apetitos y apetencias. Las Palabras de JESÚS suenan como martillos que derrumban todos nuestros intereses; todos nuestros objetivos propios, todo nuestro poder; todo nuestro mundo sometido a nuestros caprichos y criterios.

Las Palabras de JESÚS molestan, porque chocan contra nuestra manera de entender la vida, y porque nos exhorta a morir a nuestras vanidades y egoísmos. Las Palabras de JESÚS no las soportamos, porque nos igualan, nos ponen en el mismo nivel a todos, porque nos quitan nuestros privilegios adquiridos y nuestra supremacía ante los demás. Las Palabras de JESÚS no se pueden tolerar, porque nos roba nuestro reino mundano, en el que nos sentimos importantes, cómodos y muy bien instalados.

Por todo ello, sólo los pobres, los desheredados, los que nada tienen que perder, los que pasan frío y hambre, los que no tienen casa, los que para mal vivir tienen que trabajar de sol a sol y estar al capricho del Señor, que los manda y maneja, son los capaces de entenderlo. Esos, sólo esos, como los marineros de Galilea son los que pueden responderle y aceptarle. También los hay quienes estando satisfechos y colmados de bienes, se sienten pobres y ven la Luz, que les invita a despojarse y darse, porque sin sentirnos pobres y humilde, difícilmente veremos la Luz.

Y así, la conversión y el cambio cuesta lograrlo, porque abajarse y lavar los pies del otro se hace duro y difícil de entender, pero no hay otro camino, porque detrás está el Oasis y el gozo eterno en la presencia del PADRE. Los que han atravesado el desierto saben de esto y arden en deseos de comunicárnoslo, para que también nosotros lo logremos alcanzar. Y, es más, el PADRE que sabe que en lo más profundo de nuestro ser, eso es lo que deseamos alcanzar, "la felicidad de vernos en su presencia", nos espera pacientemente con los brazos abiertos.

Y es que, las Palabras de JESÚS, sólo contienen Bondad, Ternura, Paz, igualdad, Justicia, Fraternidad, Solidaridad, Respeto, Libertad. Nada de su Mensaje predicado contiene algo opuesto a lo que todos quisiéramos establecer y conseguir en el mundo. Luego, ¿por qué es rechazado? ¿Hay algo en lo predicado por JESÚS que vaya contra la dignidad del hombre? Hay algún programa mejor?

Simplemente, el problema está en que creemos que la felicidad está por otro camino, y que nosotros sabemos cual es. Y nuestra torre de Babel sigue construyéndose, pero cada vez está peor y más difícil de continuarla. Y, sin o dándonos cuenta, percibimos que esa felicidad que queremos alcanzar por nuestro camino, está más lejos cada día y empezamos a darnos cuenta de que estamos equivocados, pero igual no tenemos la suficiente humildad para rectificar.

Más, JESÚS nos dice y repite: YO he venido a salvarlos y a dar mi vida por ustedes. Aquel que cree en MÍ y YO en él, tendrá vida eterna. Pero seguimos en el mismo sitio, y no reaccionamos. Los acontecimientos pudieron ser más o menos como el vídeo nos narra, pero eso, sin ser lo más importante, nos enseña que hoy está pasando algo semejante y yo estoy entre ellos y ¿cuál es mi actitud y respuesta? El vídeo puede ayudarnos a reflexionar en ese sentido.

miércoles, 25 de marzo de 2009

EL ENCUENTRO NECESITA CONOCERSE (I).


Es muy frecuente opinar y argumentar sobre cualquier tema que, desde la razón, podamos discernir y razonar. Pero, es muy frecuente también correr el riesgo de caer en un relativismo, hoy muy de moda, en interpretar dichos razonamientos tal y cual sea mi punto de vista y mis intereses creados.

Así, al hablar de la credibilidad de muchas cosas, nos encontramos que le damos certeza o nos inclinamos por creer lo que también está en sintonía con nuestras apetencias y deseos, y en los cuales hemos puesto nuestra felicidad. Es el tan vituperado autoengaño del que todos sabemos mucho, pero no nos damos cuenta hasta que punto nos inunda y nos engaña. Y digo esto, porque a nadie se le esconde de los efectos malignos del tabaco, del alcohol, las drogas más duras y...etc.

Sin embargo, a pesar de ello, se siguen ingiriendo, y perjudicando nuestro cuerpo, tanto físico como espiritual. Es la ceguera de no querer ver lo que podemos ver, a pesar, incluso, de los efectos que nos lo demuestran y se nos ponen delante. Es la contradicción de la razón ante las apetencias y deseos de los instintos, que someten nuestra voluntad y nos esclavizan.

Porque, si nos revelamos contra todo ese mal que nos somete, encontraríamos la salida de la libertad, que liberando nuestra voluntad sometería a nuestros instintos y los dominaría hasta el punto de hacer lo que verdaderamente es bueno y bien para mi cuerpo y espíritu. Por lo tanto, sólo la Verdad, lo que representa ser bondad, bien y útil para la persona de forma integral, cuerpo y alma, es lo que nos hará ser libre y dirigir nuestra voluntad a ese bien.

Y para ser libres necesitamos encontrar la Verdad y abrir nuestro ojos, que sólo en conocimiento podemos encontrarla. En el conocimiento de QUIÉN nos la puede dar y enseñar. Sabido es que muchos ante tan reto necesitan despertar hambre y sed de buscarla, pues mientras estemos instalados en nuestros instintos y sentimientos sólo percibiremos lo que ellos nos permitan ver, o lo que es lo mismo, estaremos mediatizado y sometidos a sus caprichozas voluntades, que dominan a la nuestra y nos esclaviza.

Por eso pienso que es bueno recordar la Vida y Persona de JESÚS, para acercándonos a ÉL, tratar de discernir qué sabemos de ÉL y que nos dice su Palabra. Con esa intención les dejo con este vídeo que, aunque dura 10 minutos, es poco muy poco tiempo, para lo que puede representar y significar para nuestra vida. Y que, en la medida que pueda, iré derramando en sucesivos vídeos las imagenes y hechos que nos acerquen al Mensaje del SEÑOR.



jueves, 19 de marzo de 2009

MARCHA POR EL DÍA DEL NIÑO.



Mejor que decir palabras en defensa de los niños, acosados por todos lados, desde el seno de sus madres y también cuando logran salir a la vida, fuera de ellas, es contarle como transcurre la vida de muchos niños en el mundo.




En la India hay una fábrica de chandalls donde se paga 100 euros por 1.000 piezas. Eso son 10 céntimos por chandall.



En Pakistán cosieron los balones del mundial por 50 céntimos ¡niños que no podrán jugar con esos balones!; ¡que nunca ganaran bastante para tener un balón de esos! Técnicamente es más redondo, "no hace efecto" - dice Adidas. Esa técnica cuesta a los niños pakistaníes dejarse la vida consiendo balones.

Han pagado por cada balón 50 céntimos. Se están vendiendo a 75 euros. Cuando compramos un balón oficial debemos saber qué cuesta y a cuánto se vende.



Para festejar el Día del Niño por Nacer, el "Foro de la Vida y Familia", invita a todos a la "Fiesta a la Vida", el 28 de Marzo, en Capital Federal, Argentina. Es muy importante la participación activa en defensa de la vida ya que hay muchos grupos de presión que quieren legalizar el homicidio de los más inocentes y victimizar a la mujer con políticas abortistas.

La fiesta inicia a partir de las 16.00hs con una caminata desde "Plaza de los dos Congresos" hasta "Plaza Once" donde habrán espectáculos de grupos musica y varias actividades. El cierre será alrededor de las 21.00hs.

También el "Foro de la Vida y Familia" convoca por primera vez a nivel nacional a comprometerse activamente en la promoción y participación de los distintos eventos que se realizarán durante la "Semana de la Vida", para defender la Dignidad de la vida humana desde la concepción hasta su muerte natural y a la familia como lugar propicio y privilegiado para el desarrollo pleno de la persona.Para más información ir a http://www.forovidafamilia.com.ar/.

domingo, 15 de marzo de 2009

¿CONSERVAMOS NUESTRO TEMPLO?


Hay mucho en nosotros de templo, y pasamos desapercibido, en el transcurso de nuestra vida, por él. Somos templos en muchos momentos que nos olvidamos de lo fundamental y nos quedamos en las formas y practicas. Somos templos cuando confundimos la celebración con las normas de celebrar y cumplir con unas costumbres, ritos o tradiciones.

Somos templos cuando, distraídos por cuidar las apariencias en nuestras vidas nos preocupamos más por quedar bien que por hacerlo bien. Somos templos cuando limpiamos nuestras fachadas y no nos apercibimos del orín y la basura que nos corroe por dentro. Somos templos cada vez que nuestras prioridades están en nosotros mismos sin importarnos la de los demás.

Hay muchas ocasiones en las que nos comportamos como templos, y somos merecedores de unos buenos latigazos, pero la misericordia de nuestro PADRE nos perdona y tiene paciencia con nosotros. En este tiempo Cuaresmal es hora de preguntarnos que representa nuestro SEÑOR para nosotros. Es ALGUIEN que nos lo tomamos en serio o es algo, en lugar de ALGUIEN, a donde vamos una o varias veces al año a poner unas flores, ofrecer una promesa para nuestro beneficio, o, simplemente, a hacer algún cumplimiento, por si acaso.



Eso fue lo que pasó en aquel tiempo. El Templo de Jerusalén estaba abarrotado para el cumplimiento con la Pascua del SEÑOR, pero el afán del pueblo no era otro que engalanar su cumplimiento y hacerlo de la mejor manera que pareciera bueno, bonito y barato. Otros, sin embargo, veían la oportunidad de hacer su agosto ofreciendo sus artículos al mejor precio para sus intereses y obteniendo grandes ganancias.

Todos inmersos en sus negocios habían olvidado lo fundamental e importante: ofrecer al SEÑOR su alabanza, su acción de gracia y su conversión traducida en hechos: testimonio en ayunos, limosna y oración. Todo había quedado reducido a un mercantilismo comercial materializado en obtener el dios dinero para hacerse poderoso y someter a los otros. Para lo de siempre: generar pobreza, enfermedad y miserias y mantener la ignorancia de aquellos que someto a mis propios intereses.

Desde aquí podemos entender como el SEÑOR llevado por, no ira ni rencor, sino por la buena intención de que tomaran conciencia de lo que hacian y lo desviado y equivocado que estaban actuando respeto a la VOLUNTAD de su PADRE, les recriminó llamándoles la atención.

Posiblemente, hoy nos pasa lo mismo. Se nos habla de cambios, de darle la vuelta a la bolsa y volverla al revés, pero sólo entendemos de dar algo y de ofrecer otro poco y ya está. Seguimos en el mismo templo y volveremos el año que viene a lo mismo. Y el SEÑOR aprovechará cualquier momento, en nuestra vida, de alboroto, de desasosiego, de algarabía, para darnos una llamada de atención e igual volveremos a preguntarle que nos demuestre su autoridad para interpelarnos y reprendernos.

Es el momento, el tiempo de mirar de frente y bajar la cabeza para decir: "aquí estoy, SEÑOR, dispuesto a atenderte, a tomarte en serio y a cuidar mi templo. Templo donde TÚ quieres habitar y vivir en el ESPÍRITU SANTO, para obedecer sólo tu VOLUNTAD que es realmente el único y autentico significado de la celebración Pascual.

jueves, 12 de marzo de 2009

SIEMPRE PODEMOS CONSTRUIR UN MUNDO MEJOR.

¿ Y LA CRISIS ?

( ¿ Cómo no rema más? !Me extraña Fernández!
¿¿ Estamos o no estamos todos en la misma barca ?? )

En estos tiempos de crisis hay mucha gente que lo pasa mal, pero muy mal. Son tiempos de angustias y carencias y de sacrificios forzados por la escasez de bienes económicos que, como plaga repentina, se contagia por todo el universo.

No sabemos que ha pasado; no sabemos por qué falta el trabajo y toda la economía se ha venido abajo. Oímos muchas explicaciones y razones, pero la verdad es que el dinero no se ha perdido, ni se ha esfumado, ni el trabajo ha dejado de hacerse. Ocurren cosas que no sabemos explicarnos, por mucho que hablen y razonen los expertos entendido en temas económicos. El mundo sigue siendo mundo, y en él siguen estando las riquezas.

¡Qué entonces puede haber ocurrido? ¿Las han acaparado algunos cuantos? ¿Las han escondido otros? ¿Desearan tener más y ser más poderosos aquellos de allá? Seguramente, la mejor respuesta sea esa, porque todo seguirá igual: habrán lujosos viajes de placer; se montarán pomposos cruceros de diversión, de ocio y de paseos; pantagruélicas comilonas; señoriales y suntuosas casas residenciales y de todo lujo y imaginen más ustedes.... más los pobres seguirán siendo pobres y seguirán sufriendo porque los ricos no quieren que dejen de ser pobres.

Y no sé como se podrá arreglar, pero si sé que los creyentes, por nuestro compromiso de Bautismo, tenemos que denunciarlo y luchar para que eso no sea así. Luchar con el ejemplo de compartir y de dar el testimonio que JESÚS nos enseña, anima y acompaña.

(Hay que tratar bien a los pobres, que también son dinero)

Hay, por ejemplo, una "ciudad de la felicidad", que se está construyendo con el esfuerzo de todos, para que unos niños, desamparados, huérfanos y si posibilidades, tengan la oportunidad de hacerse hombres formados y capacitados para que, en un mañana futuro, puedan ellos ayudar a otros e ir construyendo un mundo mejor.

Esa ciudad de la felicidad se está formando en Esquipula, Guatemala, y ahora están empeñados en construir un gallinero. No sé lo que puede costar construirlo todavía, espero noticias de Andrea y, muy pronto, se los puedo decir, pero seguro que con un viaje de eso que se dan algunos se puede pagar e, igual sobra, todo el coste de ese gallinero y da para llenarlo de gallinas y aves que servirán para el alimento y sustento de la ciudad.


Acabo de recibir el correo de Andrea y me dice que el construir el gallinero vale 1.5oo.- euros. Me parece, al menos en España, que la cantidad es muy asequible y que un viaje de esos que he citado antes vale casi mil veces más, ¡DIOS mío, cuantos gallineros y muchas más cosas se podrían hacer!

Son niños que tratamos de que se salven de ser esclavos y explotados, y que puedan ser, mañana, personas libres que puedan hacer lo mismo con otros. Es una gozada pensar que cada generación pueda ir ayudando a otras en el futuro y así ir logrando un mundo como el que quiere nuestro SEÑOR JESÚS.

Sólo me queda rogarles que en este tiempo de Cuaresma tenemos esta oportunidad para empezar nuestra conversión dando el paso de compartir y de participar, en la consecución de un mundo mejor, con nuestra aportación. Las hermanas de la Congregación Marta y María son las que colaboran con el proyecto y las encargadas de enviar el dinero recolectado.


La cuenta para dejar sus donativos y colaboraciones es:

BANCO BILBAO VIZCAYA ARGENTARIA N. 0182 – 3448 – 49 – 0201502306
y el e-mail martaymaria@cip.es

Aquí pueden ustedes ser informados y aclarar todas sus dudas al respecto.





domingo, 8 de marzo de 2009

DEL DESIERTO A LA MONTAÑA.


El camino de conversión supone cambio y todo cambio exige movimiento y actividad, que a su vez llevan consigo un esfuerzo y mortificación. Nada pasivo, quieto, acomodado y establecido puede ser objeto de cambio, y lo que no cambia permanece igual. Sí nuestra condición original es pecadora e imperfecta, nuestra tendencia natural sería salir de esa situación y tender a la perfecta, o lo que es lo mismo, a la santidad, bien de suma perfección y bondad.

El atleta sacrifica muchas cosas porque quiere llegar a dominar, y no sólo dominar, sino ser el primero en realizar la prueba exigida como meta para el premio. Todo, durante la preparación y la competición, queda supeditado a prepararse y renunciar a todo aquello que le pueda distraer y perjudicar en aras de conseguir el fin deseado. Su máxima felicidad y deseo es llegar a conseguir el premio de ser el mejor y el primero.

Para un creyente, cuyo premio es la mayor y más grande meta que un ser humano puede alcanzar: "la eterna y plena felicidad", la Cuaresma representa un tiempo favorable para iniciar la marcha de preparación para encontrarse con la meta deseada que le posibilitará llegar al cumplimiento del objetivo trazado: entrar en la Casa del PADRE.
Y entrar en preparación Cuaresmal no es otra cosa que, ora atravesar el desierto, ora subir la montaña. Desierto entendido como la lucha diaria contra la sequía de los valores y las tentaciones de los vicios que los criterios del mundo trata de presentarnos. Hoy, día de la mujer, se nos quiere hacer ver que se lucha por la igualdad entre las personas de ambos géneros. Y se lanzan a la calle cientos de miles de mujeres. Y los medios se hacen eco de ellos.

Sin embargo, ¡cuanta mentira! No se puede decir más alto. Se proclama los derechos y la igualdad entre el hombre y la mujer, pero yo pregunto: ¡y los derechos de los niños? ¿Es que no son personas? ¡Que hipocresía y falsedad! Queremos ser iguales, pero, al parecer, los niños no son iguales. Y sin embargo, también llegará el día de los niños, y saldremos a la calle a decir unas cuantas mentiras más.

Porque defender la igualdad entre las personas es defender la vida de las mismas; es defender los derechos de toda persona digna, y todas lo son por el hecho de ser hijos de DIOS, nadie sino ÉL puede dar esa dignidad, es defender que todos, siendo diferentes, somos ante la ley iguales; iguales en derechos laborales, justicia, respeto, educación y vida.

Decía, dejando este paréntesis, que desierto es la lucha contra corriente ante las adversidades, no sólo de nuestro mundo, sino también de las propias. Desierto es caminar como Abrahan, muchas veces sin entender que nos pide nuestro PADRE, pero confiado que, pase lo que nos pase, ÉL nos acompaña y cuida: el SEÑOR es mi PASTOR y nada me falta.

Y del desierto a la Montaña, que también es subida dura, cansada, fatigada y sudorosa, pero que en la medida que se sube, se respira más frescor, se acerca al silencio, se aligera de todo lo que atrás se difumina y se pierde en la lejanía, se limpia y descontamina y se crea el ambiente limpio y puro que permite encontrarse con el PADRE: la oración.


JESÚS nos enseñó desierto y montaña, y ambos lugares le sirvieron para mostrarnos el sentido de la purificación, aunque ÉL estaba exento de eso, y del encuentro en oración con el PADRE. Cada entreno, cada paso y preparación para el siguiente momento, debe estar apoyado y ejercitado en el desierto y la montaña.

Todos lo atravesaron y subieron (Abrahan, Moisés, los Apóstoles..) y sobre todo JESÚS. Pasar el desierto y subir la montaña son travesías imprescindibles en nuestra vida. Están cantadas en la historia del pueblo de DIOS, en los Salmos: subidas a Jerusalén y travesía por el desierto.

Y ahora, cada día, nos toca a nosotros, confiados y llenos de esperanza y fe, caminar el desierto de nuestra vida, y subir la montaña al encuentro con el PADRE.

miércoles, 4 de marzo de 2009

MOMENTOS DE CAMBIOS


Éste es el día del SEÑOR.
Éste es el tiempo de la misericordia.

Delante de tus ojos
ya no enrojeceremos
a causa del antiguo
pecado de tu pueblo.
Arrancarás de cuajo
el corazón soberbio
y harás un pueblo humilde
de corazón sincero.

En medio de las gentes,
nos guardas como un resto
para cantar tus obras
y adelantar tu reino.
Seremos raza nueva
para los cielos nuevos;
sacerdotal estirpe,
según tu Primogénito.

Caerán los opresores
y exultarán los siervos;
los hijos del oprobio
serán tus herederos.
Señalarás entonces
el día del regreso
para los que comían
su pan en el destierro.

¡Exulten mis entrañas!
¡Alégrese mi pueblo!
Porque el SEÑOR que es justo
revoca sus decretos:
La salvación se anuncia
donde acechó el infierno,
porque el SEÑOR habita
en medio de su pueblo.