ÚLTIMAS REFLEXIONES

ÚLTIMAS REFLEXIONES

DE DODIM A AGAPÉ

↑ Grab this Headline Animator

viernes, 16 de enero de 2015

JESÚS QUIERE PRIMERO SALVARNOS PARA LA ETERNIDAD

(Mc 2,1-12)

No sería lo mejor curarnos ahora y morir más tarde a la eternidad. Lo verdaderamente importante y primero es salvar la vida integra, la de ahora y la eterna. La muerte actual no es la muerte definitiva, es sólo un paso para la verdadera vida, y esa es la que importa.

Es lógico y de sentido común, para el que cree en la eternidad que lleva en sus entrañas, que Jesús limpie primero el alma del aquel paralítico que le ponen delante. Es su principal misión para la que ha venido, porque de esta vida sólo importa el resultado final. Podremos vivir bien o no tan bien, e incluso mal, pero lo importante es que cuando acabe alcancemos el verdadero gozo y felicidad de la Vida Eterna.

Con esa esperanza soportamos todas las adversidades de esta vida, que pasa pronto y que está cerca. Es la hora del Reino de Dios que comienza con el momento glorioso de nuestra muerte en este mundo, puerta del comienzo del Verdadero. De ahí que Jesús nos señala la importancia de pedir que nuestros pecados sean perdonados. Lo demás es temporal y circunstancial.

Y Jesús, dándose cuenta de lo que pensaban aquellos escribas, dijo: « ¿Por qué pensáis así en vuestros corazones? ¿Qué es más fácil, decir al paralítico: ‘Tus pecados te son perdonados’, o decir: ‘Levántate, toma tu camilla y anda?’ Pues para que sepáis que el Hijo del hombre tiene en la tierra poder de perdonar pecados -dice al paralítico-: ‘A ti te digo, levántate, toma tu camilla y vete a tu casa’».  

No se puede rebatir esta autoridad. Porque si puede volver el movimiento a los músculos de ese paralítico, podrá perdonar los pecados y, en consecuencia, es el Hijo de Dios. Cerrar los ojos a esa realidad es no querer ver la Verdad y hundirse en su propia soberbia. Y muchos lo hacen así porque son libres y el Señor le respeta esa libertad. 

Por eso, también depende de nosotros el responder y aprovechar todo lo que hemos recibido y trabajarlo bien, porque para eso se nos ha dado la capacidad de ser libre y poder elegir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Compartir es esforzarnos en conocernos, y conociéndonos podemos querernos un poco más.

Tu comentario se hace importante y necesario.