ÚLTIMAS REFLEXIONES

ÚLTIMAS REFLEXIONES

DE DODIM A AGAPÉ

↑ Grab this Headline Animator

miércoles, 8 de junio de 2016

LOS PIROPOS A DIOS

(Mt 5,17-19)

Podemos decir muchos piropos a Dios, pero ninguno será como el cumplimiento de su Voluntad. Jesús, el Hijo de Dios Vivo, nos dice: «Si me amáis, guardaréis mis mandamientos» (Jn 14,15). Por lo tanto, la única forma de decírselo claramente y como a Él le gusta es cumpliendo sus mandamientos.

Al contrario, podemos decirle a Dios, por activa y pasiva, que le amamos y demostrárselo con muchos actos de piedad, pero si realmente no guardamos sus mandamientos, nada de nada. Esos piropos no llegan a Dios, se evaporan en el camino. El amor a Dios se lo manifestamos en y con las obras. Es bueno decírselo, pero haciendo y cumpliendo su Palabra y Voluntad.

Por eso, es necesario conocer las enseñanzas de Jesús y saber de primera mano, las Escrituras, sus sabias y hermosas parábolas, en las que nos dice como nos ama su Padre Dios y como debemos nosotros amarle con nuestras obras. Y eso es lo que espera Dios de nosotros y lo que nosotros debemos hacer con la ayuda y el auxilio del Espíritu Santo.

Y no sólo no lo hacemos, sino que cuando lo hacemos mal, lo transmitimos mal y escandalizamos a aquellos que se fijan en nosotros y a los que les servimos como señal y signo en sus caminos. Pobre de nosotros si no tratamos de corregirnos y mejorar. Jesús, al respecto, nos dice: «El que traspase uno de estos mandamientos más pequeños y así lo enseñe a los hombres, será el más pequeño en el Reino de los Cielos; en cambio, el que los observe y los enseñe, ése será grande en el Reino de los Cielos».

Pidamos al Señor fortaleza, sabiduría y voluntad para dar cumplimiento a su Palabra en nuestras vidas y así llenarle de piropos de amor en justicia y verdad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Compartir es esforzarnos en conocernos, y conociéndonos podemos querernos un poco más.

Tu comentario se hace importante y necesario.